A principios de 1860 Willème solicitó una patente en Francia sobre el proceso de elaboración de fotoesculturas que él mismo había inventado; la obtuvo el 14 de agosto de 1860 y la revalidó el 6 de abril de 1861. El sistema también fue patentado en Inglaterra y Estados Unidos, en 1964 y 1865 respectivamente…